Construyendo Riquezas Y Futuro Con El Tarot I

sea por la vía intuitiva, sea por el estudio del mismo, o la unión de ambos casos, es de vital importancia reconocer al consultante dentro del juego, ya que si no hacemos bien esto o nos equivocamos al designarlo podemos errar toda la lectura. Es simple matemática, si te equivocas en la suma, todas las operaciones restantes darán un resultado erróneo.

Bien, a través de mis años de experiencia, he estudiado varios sistemas o formas de corroborar al consultante cuando esta visión no nos llega por intuición directa, o incluso cuando  creemos haber recibido la visión correcta, es de sabios tener la certeza de que nos referiremos a quien nos consulta o a quien se le hace la lectura, de una forma fehaciente. Por supuesto, debemos comprender, que en esos momentos tenemos, de alguna forma, las vidas de las personas en nuestras manos.  No se trata de dar consejos o de asumir una posición psicológica con respecto al problema de quien ha venido a consultarte, pues esto ya lo hacemos, simplemente al escuchar y estar en sintonía, al canto, para tratar de ofrecer vías factibles. Es más que eso. Existe un factor responsabilidad. Aún y cuando la persona que consulta,

en última instancia, sea la que tome la decisión, hay que tener en cuenta que esa persona ha acudido a ti en busca de orientación. Somos orientadores de situaciones. Por lo que el consultante entra en una especie de quirófano cuando penetra  nuestro campo; de ahí dependerán muchas cosas en su futuro, sea que tomemos una actitud pasiva o activa con él. Simplemente, aquello que le estamos irradiando en ese momento primordial de su existencia desencadenará en él una fuerza que puede ser de transformación personal,  o bien de involución. Por demás está decir que podríamos  generar, también, un sentimiento de profundo escepticismo e inseguridad en el área psico-espiritual del individuo, según sea el caso de lo que no esté consultando. Por lo que, sea lo que sea, lo que nos motive a entrar en el mundo de las mancias, tomémoslo con seriedad, responsabilidad y profundidad. [...]

 

ARCANOS MAYORES

EL LOCO (0):

Plano Físico (+): Lleva una rosa blanca en la mano izquierda la cual puede asociarse con la pureza.  Una vara sobre el hombro derecho, símbolo de voluntad, una bolsa colgada de la vara, símbolo del registro akásico, de su destino, de su caminar, de sus huellas por este planeta. Están bien aspectados los

Páginas