Viejas Latitudes

Martes, Agosto 25, 2015

Viejas latitudes expresan sus cantares, pero roñosos aconteceres desatan tristes atardeceres, parece que hablar, sincerar, abrir, arbitrar, y no ir de soslayo, no está más de moda alrededor; o quizás nunca estuvo. A veces, es necesario contar para que en un momento se pueda hacer la sumatoria; pues si todo lo dejas al dialéctico desconocimiento de lo numerario, ni siquiera sumatoria habrá, menos sucesión o progresión. Ante esto, sólo la luz y el tiempo pueden clarear. Ante el temporal sólo el arcoiris final hace acto de magia, sabiendo que Él, el arcoiris, es sólo eso, una ilusión para el tiempo. No hay verdad en un mundo de cartón que pueda competir con un mundo construído en luces de colores. No hay "Cartón Piedra" que avale una mirada pícara si antes no ha tenido la inocencia de saberse íntegra, de ser estrella, de desnudar-se ante la comitiva, de ser juzgada, mancillada..como si fuera la propia "Saeta". No hay un sueño irreal si antes no ha sido sueño real...No hay sueño que haya dejado de ser sueño hasta habérselo creído.